viernes, 3 de agosto de 2018

¿Me Lo Prestas?

Autor: Emily Giffin
Editorial: DeBolsillo
Año: 2008
Páginas: 400

Esta es la historia de Rachel, una joven abogada que vive y trabaja en Manhattan. Rachel nunca se ha salido del camino establecido, como corresponde a una buena chica: siempre buenas notas en el instituto, licenciada con honores en derecho y después directa a un gran bufete... hasta el día en que cumple treinta años, cuando Darcy, su mejor amiga, le organiza una fiesta para celebrarlo.

Esa noche, después de tomar demasiadas copas, Rachel termina en la cama con el prometido de Darcy. Pese a que el día siguiente toma la determinación de dejar atrás el desliz y no volver a pensar en ello, Rachel se horroriza al descubrir que siente algo más que un deseo fugaz por el único tipo del mundo del que debería alejarse.

Mientras se acerca la fecha de la boda, Rachel descubre que los límites entre lo que está bien y lo que está mal son más borrosos de lo que creía, y que a veces hay que arriesgarlo todo para lograr la felicidad verdadera.


Hola lectores! ¿Ya iniciaron su fin de semana? Yo estoy desesperada por irme de la oficina!! Y ya quiero que sea mañana para saber que me compró mi novio de cumpleaños!! Pero bueno, hoy vengo a hablarles de un libro que disfruté muchísimo: ¿Me lo prestas?
Fue el libro elegido en el club de lectura #Bookstaclubmx y fue un gran acierto, además los comentarios de las chicas hacen de cada reunión algo muy especial y divertido.

¿Saben qué es peor que estar enamorada del prometido de tu mejor amiga?
-Ser la dama de honor de esa boda
Rachel y Darcy han sido amigas desde pequeñitas, la diferencia entre ellas es que Rachel siempre hace lo correcto y nunca trata de destacar ni opacar a nadie,  por el contrario Darcy, siempre ha sido el centro de atención y obtiene todo lo que quiere.

Pero cuando Rachel cumple 30 y Darcy su más querida amiga le organiza una fiesta todo cambia, obviamente es Darcy el centro de la fiesta y la atención recae sobre ella porque no deja de recordar a todos que próximamente se casará con Dex, luego de que ella se pusiera una borrachera inolvidable Dex y ella se van. Dexter debe volver al bar porque Darcy olvidó su bolso, y a partir de ahí el mundo cambia por completo para Rachel, Dex la invita a otro bar y al irse juntos en un taxi de pronto el la besa y terminan por pasar la noche juntos.

Obviamente luego de eso Rachel y Dex se distancian un poco porque ella no puede con la culpa, al menos no Rachel, ya que al parecer él no estaba tan borracho como para no saber que hacía. Ella revive todo lo que sentía por el y ocultó por temor a no ser suficiente.

Empiezo a levantarme y entonces me doy cuenta de que estoy desnuda. Me siento de nuevo y me
tapo con una almohada.
—Oh, Dios mío. ¿Qué hacemos? —Tengo la voz ronca y temblorosa—. ¿Debería contestar? ¿Le digo que te has quedado a dormir aquí?
—¡Demonios, no! No lo cojas... deja que piense un momento. —Se sienta,vestido solo con los boxers y se frota la mandíbula, cubierta ahora por una sombra de barba.
Mareada, me inunda un espanto que me devuelve la sobriedad. Rompo a llorar,lo cual nunca sirve de nada.

Rachel, Darcy y Dex van junto a sus amigos Claire y Marcus a los Hamptons, ella siente unos celos horribles, y esto pasa varias veces, hasta que durante el fin de semana del 4 de julio deciden no salir de la ciudad, mienten a Darcy y dicen que deben trabajar pero terminan pasando esos días juntos y se dan cuenta que lo que sienten no es solo pasión.

Durante el libro nos dan pequeños flashbacks de la relación de Darcy y Rachel, de como Darcy siempre se apoderó de todo lo que Rachel quería y de como Rachel permitía que eso siempre pasara, se dedico a vivir opacada por su mejor amiga,  hasta que terminó por aceptar que era Darcy la que merecía todo, la que era  bonita y divertida, la de la suerte, así que cuando Rachel presenta a Dex y Darcy se hace a un lado a pesar de estar ella enamorada de él.

—Te ves como vulgar y corriente —continúa—. Y no hay nada corriente en ti, Rachel.
No puedo mirarlo. Me arde la cara.
—Y sé que te sonrojas cuando te sientes incómoda —añade, sonriendo.
—¡No me sonrojo! —Me tapo la cara con una mano y pongo los ojos en blanco.
—Sí que te sonrojas. Eres adorable. Y sin embargo, no tienes ni idea, y eso es tu parte más adorable.

La relación de Dex y Rachel se va poniendo más intensa y fuerte, el problema es que la boda sigue en pie, y ella se siente la peor persona del mundo por desear que se cancele, así que comienza a salir con Marcus,  y Dex se pone muy celoso. Y así es como va más o menos el libro, siento que si digo más voy a hacer un spoiler, la cuestión aquí es si Rachel se decidirá a pedirle a Dex que cancele el matrimonio y más importante aún ¿Dexter aceptará cancelar?

—Lo sé. Sigo prometido... pero tú te lo montaste con Marcus.
—¿Qué? —pregunto, incrédula.
—Lo besaste en Aubette.
No puedo creerme lo que estoy oyendo. ¡Está prometido y se permite criticar un
pequeño beso de nada!

Los personajes son muy variados y se los resumiré rápido:
Darcy: es hermosa a ojos de todos, es más del tipo "el fin justifica los medios", es odiosa y su comportamiento aturde por ser muy mandona y manipuladora.
Rachel: es una chica algo normal, abogada, inteligente y siempre se ha sentido opacada por Darcy, siente que nunca ha sido la primera opción de nadie.
Dexter: es abogado, guapísimo, trata de hacer siempre lo correcto y se deja manipular por Darcy.
Ethan: mejor amigo de Rachel y salió Darcy, siempre da buenos consejos a Rachel y la invita a pasar unos días con él en Londres.
Claire: amiga de Darcy, fastidiosa y se la pasa queriendo complacer a Darcy en todo, espera ser su mejor amiga algún día.
Hillary: amiga de Rachel y odia que Dex sea un indeciso, le da mucho valor a Rachel y la anima a decir lo que siente.

—Quiero estar contigo, Dex —digo con firmeza—. Cancela la boda. Ven conmigo.
Ya está. Después de dos meses de espera, de toda una vida de pasividad, todo está sobre la mesa. Me siento aliviada, liberada y cambiada.


La pluma de la autora me gustó mucho, es ligera y fresca, nos da situaciones donde podemos ver que todos tenemos algo de luz y oscuridad. El libro se lee rapidísimo, tanto que nos quedó tiempo para leer la segunda parte durante el mismo mes y pronto les traeré la reseña!

—Joder, Rachel. No te duermas —Se saca el chicle de la boca y lo mete dentro
de una servilleta—. Quiero decir, no la jodas esta vez. No vas a encontrar nada mejor.

Le doy 4 estrellas porque de verdad lo disfruté y es una comedia romántica completa, con momentos difíciles y personajes normales, en momentos hay situaciones donde los protagonistas parecen muy egoístas pero si estuviéramos en sus zapatos tal vez actuaríamos igual o peor! Lo recomiendo si son de los que disfrutan de un domingo en pijama con una divertida película de romance.

¿Se animan a leerlo? ¿Han visto la película?