martes, 20 de marzo de 2018

Working Girl

Hola! Ya están listos para las vacaciones de semana santa? Yo, estoy desesperada, necesito vacaciones, relajarme y poder terminar libros el mismo día que los empiezo!! Pero también significa algo triste, y es que ya no tendré más vacaciones hasta diciembre, ay que tristeza! Pero pasemos a mejores temas, les traigo la reseña de una de las novedades de Ediciones Urano. Gracias por enviármelo!



Sinopsis:
Siete días para enamorarte. ¿Quién será el hombre de la semana?

Tess Canyon tiene un objetivo claro: limpiar el nombre de su padre y vengar su muerte tras haber sido acusado de malversación de fondos en Diamond Enterprises. Y ahora se le presenta la oportunidad. Hay una vacante al puesto de secretaria de dirección y ella es una de las candidatas. Tess está decidida a superar la entrevista de trabajo… Aunque ésta dure una semana entera y deba enfrentarse a una serie de pruebas complicadas para demostrar su valía. Cada día conocerá a uno de los directivos de la compañía:
Señor Lunes.
Señor Martes.
Señor Miércoles.
Señor Jueves.
Señor Viernes.
Señor Sábado.
Señor Domingo.
No será una semana fácil y las decisiones pueden ser complicadas, sobre todo cuando la atracción está presente y Míster Lunes se convierte en una distracción tan sexi. ¿Tomará Tess la decisión correcta? Y lo más importante, ¿será capaz de llevar a cabo sus planes de venganza?


Nuestra protagonista es Tess, y es ella misma quién irá narrando su historia. Ella vive sola y sin amigos en Nueva York, se alejó de todo para concentrarse solo en vengar a su padre, ya que luego de ser acusado de malversación de fondos todo en su vida se afectó, desde lo económico hasta lo emocional e incluso su matrimonio, es por eso que Tess está decidida a acabar con Diamond Enterprise, pues es la empresa que le causó tanto daño a sus padres y a ella misma.

Luego de descubrir una vacante como secretaria ejecutiva en Diamond, Tess renuncia a su empleo, pues esta es la oportunidad perfecta para limpiar el nombre de su padre y acabar con Diamond Enterprise.

Necesitaba formar parte de esa empresa y esa entrevista era mi única oportunidad de lograrlo. Estaba dispuesta a hacer cualquier cosa con tal de estar ahí.

Desde el primer momento descubre que hay cosas muy raras en Diamond, las entrevistas no son en horas habituales ni en sitios normales. Al superar la primera entrevista se le informa que deberá completar una serie de pruebas y si logra pasarlas no será Secretaria Ejecutiva, sino Directora Ejecutiva. Tess tendría la oportunidad real de conseguir toda la información que necesita para limpiar el nombre de su padre.

Cada prueba que deberá superar será indicada por un directivo distinto de Diamond, serán relacionadas con cada área y con ciertas cualidades que un buen líder debe tener. Lo divertido es que cada hombre que se le presenta es como un súper modelo y Tess fantaseará con todos, en especial con el Señor Lunes, que es quien cada mañana pasa por ella para llevarla a la prueba del día.

No podía permitir que los señores Días de la Semana me distrajesen de mi objetivo final.
A pesar de que las pruebas son más difíciles y agotadoras mientras va avanzando la semana, Tess va descubriendo sus capacidades y se siente segura de sí misma, y poco a poco va se da cuenta del  verdadero alcance de su venganza, destruir una empresa no es solo atacar al dueño, es destruir los sueños y esperanzas de miles de empleados que creen que su trabajo es seguro.

La relación entre el Señor Lunes y Tess de momentos avanza lento, pero te das cuenta de la atracción, luego te da sus buenas sorpresas y la disfrutas.

Al leer la sinopsis este libro me entusiasmó, pero la manera en que está escrito no me gustó tanto ya que casi todo es narrado por Tess, y tiene poco diálogo con los personajes secundarios, aun así es agradable leer la evolución de Tess, pues es muy notable, casi siempre estaremos en sus pensamientos y sueños, de ahí pasamos de sus fantasías sexuales con los Señores Días de la Semana y luego a la cabeza de una futura ejecutiva.

Mierda, mi propia imaginación me había excitado. Me acerqué a él un poquito con la esperanza de que no se apartara. Si no lo hacía, significaba que lo nuestro podía suceder. Si lo hacía, bueno, entonces tendría que contentarme con mis fantasías.

Si Tess no se hubiera puesto a recalcar cada 5 páginas que deseaba vengarse y los motivos de su venganza, hubiera sido una protagonista que me hubiera encantado y la recordaría con cariño. Es una chica fuerte, decidida y preparada, de esas que te inspiran a superarte, con luces y sombras, una chica que al final solo busca ser feliz y salir adelante.

De todos modos necesitaba saberlo, tanto para seguir adelante con el proceso de selección como para mi venganza.

Le doy 3 1/2 estrellas, el final tuvo giros inesperados y me gustaron mucho, le habría dado más, pero el ritmo del libro en momentos lo sentí lento y el modo en que está narrado no es mi favorito.

Recomiendo Working Girl para todas las que les guste las historias donde las chicas son las heroínas, que demuestran su fortaleza y son inteligentes,  además es como tener un Magic Mike en la oficina. De verdad, yo pensaba "¡¡Señor que debo hacer para encontrar esos jefes!!"



¿Qué les parece este libro? ¿Lo leerían? ¿Cómo sería su señor de la semana ideal?